Nuevos empeños: coches.

En los últimos años, debido a la falta de crédito bancario muchas personas y empresas necesitan liquidez. Se pueden empeñar muchos objetos: joyas, propiedades, pertenencias personales, entre otros. Pero la última tendencia en este sector es la cesión de vehículos. Así pues, el empeño de coches en Sevilla, Madrid, Barcelona, Valencia… está viéndose incrementado en estos últimos meses.

Según cifran los expertos, en el primer semestre del año se empeñaron coches por valor de 1,3 millones de euros a nivel nacional. Esta cifra supone un incremento del 51% respecto al mismo periodo del año anterior.

Tanto PYMES como particulares son los que más suelen acudir a este tipo de transacción (en especial las empresas, que suponen un 77%, frente al 23% que son clientes individuales) ya que permite obtener dinero de forma rápida, pudiendo recuperar después el objeto empeñado.

A falta de confirmar datos de los últimos meses se espera que esta actividad continúe con la tendencia alcista registrada estos meses atrás, esperándose un volumen de negocio de 2,5 millones de euros para 2014.

Este nuevo sistema de cesión permite facilitar el crédito y adaptarse fácilmente a las necesidades de las familias y PYMEs.

Así pues, el proceso que se suele seguir es el siguiente: la empresa encargada del empeño tasa el valor del coche según el precio de mercado y suele ofrecer un alto porcentaje del valor del mismo. Además, en este tipo de empeños no se pierde el objeto, es decir, la PYME o el particular pueden seguir disfrutando de su vehículo mediante el pago de una pequeña cantidad mensual. Si el cliente decide recuperar su vehículo deberá devolver la cantidad prestada por la empresa de empeños al principio del proceso.

En estos tiempos que corren el aumento de la deuda en los hogares ha provocado el incremento del volumen de negocio de las casas de empeños, así pues, desde comienzos de la crisis la cifra de empeños ha ido incrementándose año a año. Los clientes que suelen acudir son familias de rentas bajas, con grandes deudas, a las que suele costarle llegar a final de mes y que no encuentran otros canales para obtener dinero inmediato, según informan los Montes de Piedad distribuidos por toda España.

No obstante, aunque pueda parecer que este tipo de empeño está destinado sólo a personas con pocos recursos, existen empresas especializadas en el empeño de objetos de lujo, como pueden ser grandes casas, obras de arte o vehículos de alta gama, por ejemplo: Ferrari, Aston Martin, Rolls Royce, Maserati o Bentley. En estos casos se procede de la misma forma, se tasan los objetos a empeñar y se les entrega una cantidad de dinero, y puede volver a recuperar el efecto empeñado cuando deseen mediante la devolución del dinero prestado.

Algunos expertos en el tema apuntan que este tipo de empeño de alto nivel tiene lugar porque liquidez no es sinónimo de riqueza. Así pues, frente a una puntual necesidad de flujo económico, los ricos se ven forzados a ceder ciertas preciadas posesiones. 


Fuente original: Comunicae.es.

comunicae